Seguinos en
Binaria Seguros

Locales

Un colectivo de la empresa Pullman General Belgrano se quedó sin combustible

Sucedió sobre las vías, a 100 metros del acceso a Chacabuco, en la Ruta 7. “Estábamos súper asustados, no sabíamos si podía o no pasar un tren”, contó ayer a LT 20 Radio Junín una pasajera.

Publicado

el

Algo más que un mal momento vivieron unos 50 pasajeros que en la tarde del domingo viajaban desde nuestra ciudad, con destino a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, en una unidad de la empresa Pullman General Belgrano.

El colectivo partió desde Junín hacia la estación Retiro. A 100 metros del acceso a la ciudad de Chacabuco, y sobre las vías del ferrocarril, el móvil se quedó totalmente parado. El chofer de la unidad pidió a los pasajeros que bajen y a los hombres que empujen el micro.

“Estábamos súper asustados, no sabíamos si podía o no pasar un tren. Empujando se logró sacar el colectivo de las vías. Después de 45 minutos llegó un mecánico, revisó y se fue. Volvió al rato y empezó a llenar el tanque con bidones gigantes de combustible que trajo en una camioneta”, relató ayer Rocío López Bosqui, una de las pasajeras a bordo del servicio de una de las dos empresas que prestan servicio diario entre nuestra ciudad y la de Buenos Aires.

“Quedamos en la ruta un buen rato a la buena de Dios. No sería raro que el marcador de combustible no anduviese. Hay micros que no se sabe cómo andan, a veces te toca viajar en pleno verano sin aire acondicionado o en invierno sin calefacción. Una vez, por ejemplo, en la estación de colectivos de Chacabuco los pasajeros les pidieron a los choferes que cambien una de las gomas porque estaba toda rota. Tanto La Estrella como el Pullman son empresas que están muy venidas abajo y nadie se hace responsable”, remarcó la entrevistada.

“Hay cosas elementales que deben estar chequeadas antes de salir a la ruta. Lo que se pide es que mínimamente se aseguren algunas condiciones. El pasaje cuesta un dinero, no es una ganga. Yo hice un posteo en Facebook por este caso ayer y hay un montón de comentarios por casos similares. No hay otra empresa que brinde el mismo servicio, entonces estas empresas no valoran al pasajero”, se lamentó la chacabuquense que ayer, por razones personales, viajó a Retiró desde Junín y dejó sentado su cuestionamiento en el libro de quejas del micro.

MÁS NOTICIAS

Más Leidas