Seguinos en
Binaria Seguros

Locales

Son cinco los prófugos por el accionar de la banda de los “Gipsy Kings”

Con la detención de Matías Lobianco, se redujo el número de personas que son buscadas, en el marco de la causa que la justicia federal investiga por asociación ilícita, estafas reiteradas y lavado de activos y que involucra a integrantes de la comunidad gitana .

Publicado

el

Detectives de la DDI Junín, mediante análisis tecnológico de comunicaciones telefónicas y tareas de inteligencia, lograron ubicar al juninense Matías Lobianco en el barrio porteño de Villa Crespo.

Universidad Siglo 21

Trascendió que con los elementos recabados e intervención de la justicia, un grupo de agentes se trasladaron a Ciudad Autónoma de Buenos Aires y con la colaboración de efectivos de Policía consiguieron detenerlo tras lo cual quedó alojado en una alcaidía de la jurisdicción.

Desde el Juzgado Federal de Junín entienden que Matías Norberto Lobianco, de 36 años, formaba parte de la banda que cometía
delitos con la modalidad del “cuento del tío” en CABA y el dinero obtenido era lavado en Junín.

A principios del mes de mayo próximo pasado, los juninenses que transitaban por avenida Circunvalación en horas de la madrugada, no
entendían muy bien lo que estaba sucediendo. Decenas de móviles policiales y una importante cantidad de uniformados se encontraban
concentrados en inmediaciones del Complejo Municipal General San Martín. Había efectivos de DDI Junín, Trenque Lauquen, Zárate, San
Nicolás, Azul, Mercedes, Pergamino, Policia Local, GAD Junín, Infantería, y de dependencias policiales dependientes de la Jefatura
Departamental.

Se había mantenido profundo hermetismo en torno a una causa que investigaba el Juez Federal de Junín, Dr. Héctor Pedro Plou, desde hacía prácticamente un año.

Por aquellos meses, el crecimiento económico inusitado de algunos de los individuos que integraban el grupo investigado y una tarea que incluyó intervenciones telefónicas y de inteligencia permitió a los detectives delinear cómo estaba compuesta la organización y los roles que cumplían cada uno de ellos.

La banda de los “Gipsy Kings” según los investigadores, era liderada por dos jefes de familia a quienes reportaban los integrantes.

La estructura montada para estafar se dividía en grupos compuestos por hombres y mujeres que operaban como simuladores en llamadas
telefónicas para estafar a sus víctimas.

Para el mes de mayo habían establecido que participaban no menos de 22 personas.

Con las pruebas recogidas por detectives de la DDI Junín a cargo del Comisario Mayor Miguel Reisenauer, se habían dispuesto más
de veinte allanamientos tanto en nuestra ciudad como en otras localidades no sólo en el territorio bonaerense sino también en provincias como Neuquén.

A medida que se cumplían las disposiciones judiciales, no había espacio físico para depositar los más de 200 vehículos incautados, muebles, televisores, plasmas, computadoras, electrodomésticos.

Pero además, una gran cantidad de dinero encontrado en ocho cajas de seguridad de una entidad crediticia de Junín y joyas.

Los dólares, pesos moneda nacional, euros, sumaban varios millones y trascendería con el correr de los días que entre activos y pasivos incautados había una cifra superior a los cien.

De los diez individuos detenidos en ese momento, 6 hombres y 4 mujeres, nueve continúan involucrados en la causa pero además se suman nuevas detenciones como la de las últimas horas. Queda aún encontrar a cinco presuntos integrantes de la banda que aún permanecen prófugos.

A fines del mes de mayo pasado, Pablo Miguel, de 57 años; Oscar Coria, 62; Marisa Godoy, 55; Leonela Coria, 29; Agostina Coria, 25; Jonatan Miguel, 30; Angie Miguel, 22; Salomón Miguel, 20; Ezequiel Miguel, 24>; fueron alojados en la Unidad Penitenciaria 28, Centro de Detención Judicial
perteneciente al Servicio Penitenciario Federal, en Ciudadad Autónomade Buenos Aires.

Desde ayer, se suma Matías Norberto Lobianco, de 36 años.

Haciendo Obras 2

Más Leidas