Seguinos en
Binaria Seguros

Locales

Quedó listo el nuevo frente de la Biblioteca Florentino Ameghino

Docentes y alumnos de la Escuela de Arte “Xul Solar”, ganadores de un concurso de becas, cumplieron la tarea de renovar y hermosear la cara de la institución.

Publicado

el

La imaginación creativa de un grupo de alumnos y docentes de la Escuela de Arte “Xul Solar” llevó a transformar el frente de la Biblioteca Popular “Florentino Ameghino”.
Los ganadores del concurso de becas estímulo a la producción artística para artistas de Junín 2017 fueron Nicolás Ruggeri, Miguel Arrieta, Pierina Águila, Micaela Olivetto, Daniela Chielli, Leandro Guichón y Rosana Guardia.
Después de un arduo trabajo, esta semana pudieron dar fin a la nueva cara de la Biblioteca, ubicada en Padre Ghío 64, en el barrio Belgrano.
El proyecto nació en el marco de la conmemoración de los cien años de esta biblioteca, y la idea fue crear un mural cerámico para cubrir la fachada de la institución.
Los vecinos también pusieron su granito de arena: se acercaron para dejar su impronta sellada en el frente de la querida biblioteca, con el nombre del libro favorito, de un libro inventado y hasta el propio nombre de la persona, jugando con la trama, la textura, la tipografía y el modelado.
Una partecita de Villa Belgrano está cambiando: ahora, la magia de los volúmenes que duermen en su sala, serán antecedidos por un frente digno de un libro de cuentos.

Universidad Siglo 21

La biblioteca
Los trabajadores ferroviarios concurrían a la sala de lectura de la biblioteca “Juan B. Justo”. Allí se recibían los diarios La Prensa y La Nación. Un día, ven con grandes títulos: ‘Mañana, 6 de agosto, se cumple el sexto aniversario de la muerte del sabio argentino Florentino Ameghino’.
Y en ese mismo instante, y de forma espontánea, se le ocurrió a uno de los trabajadores la idea de fundar una biblioteca con el nombre de Florentino Ameghino, en el barrio Tierra del Fuego (hoy Villa Belgrano).
La primera reunión se hizo en la peluquería de Tisera, en calle Jean Jaures al 20 y en cuyo local se fundó la biblioteca el sábado 8 de agosto de 1917.
Constituida desde entonces en un foco de radiación de la cultura, pasó por varios lugares antes de su sede actual en calle Padre Ghío; primero en una habitación anexa a la peluquería de don Martín Tisera y posteriormente cambió dos veces más de domicilio en la calle Rivadavia.
Otro de los domicilios de la biblioteca fue Ituzaingó y Rivadavia; después a la casa de Freda, media cuadra del lugar anterior avanzando por la vereda de los números pares; tras esto, se trasladó la biblioteca enfrente hasta la década del
’70 en donde pasó a funcionar en un salón cedido por la escuela N° 16 en Siria y Quintana.
En 1979 se comenzó a construir el edificio actual en un terreno propio que había sido adquirido con la idea de que la biblioteca no saliera nunca del barrio.

Haciendo Obras 2

Más Leidas