Seguinos en
Binaria Seguros

Locales

Por primera vez en silencio, Chami se alejó del municipio

No ofreció detalles sobre los motivos de su renuncia, a un cargo de asesor que ocupaba ad honorem.

Publicado

el

Frontal, casi despiadado, se fue el colaborador más directo que tenía Pablo Petrecca. Luis Chami dejó de pertenecer al gobierno municipal, donde cumplía tareas ad honorem en el área de Seguridad.

Se había sumado al grupo en los inicios de la gestión, en diciembre de 2015, y tras dos años decidió dar un paso al costado.

Hace un tiempo, cuando sufrió un robo en su empresa (carpintería de motor homes) que le significó una cuantiosa pérdida material, Chami había dado la primera señal de querer alejarse, por considerar que no había recibido el apoyo que esperaba de parte de las autoridades.

Sin embargo, tras una breve interrupción en las funciones disfrazadas de vacaciones, volvió al ruedo, asesorando al secretario de Seguridad Fabián Claudio y poniendo el pecho a las balas que le llegaban desde todos lados.

Así como cuando se metió de lleno en el tema seguridad y llegó a ser presidente del Foro Municipal de Seguridad, durante estos dos últimos años le dedicó sus días casi por completo a las tareas de control policial y la organización de operativos de prevención.

Algunas veces se topó con la desidia policial, otras con la falta de colaboración desde las propias tropas municipales, hasta que finalmente algo minó su voluntad y dio el adiós definitivo.

No trascendieron los términos de la conversación privada que mantuvo con el intendente Petrecca, y tal vez para proteger el futuro laboral de su esposa que continúa al frente de la Dirección de Prensa municipal, Chami prefirió no contar.

“Me voy con la satisfacción de haber puesto todo, de haber dejado la ciudad sin un muerto en ocasión de robo y con 1200 kilos de droga incautada, un número superior a lo realizado todos los años anteriores”, dijo a LA VERDAD.     

Viniendo justo de una persona que jamás se calló nada, es raro verlo despedirse tan en silencio. Tal vez el paso del tiempo arrime los por qué.

MÁS NOTICIAS

Más Leidas