Seguinos en
Binaria Seguros

Nacionales

Pablo Torello: “No vamos a ir al recinto sin los votos suficientes”

La nueva Ley de Semillas contempla la derogación de la Ley 20.247que data del año 1973. Luego de la suspensión de la sesión en Diputados en la que se iba a tratar el proyecto sobre la Ley de Semillas, el legislador oficialista reconoció que buscarán consensos y se introducirán cambios, pero sin tocar “lo esencial”. Por otra parte, confirmó que no tiene intenciones de renovar su banca y dejó abierta la posibilidad de disputar la intendencia de Bragado.

Publicado

el

Por Redacción La Verdad

Pablo Torello, el legislador nacional por Cambiemos y Secretario de la Comisión de Agricultura y Ganadería de la Cámara de Diputados de la Nación habló con el La Verdad sobre el proyecto de la nueva Ley de Semillas y aseguró que buscarán consensos, pero sin modificar los aspectos esenciales sobre los que ya hay acuerdo y aseguró que “No vamos a ir al recinto sin los votos suficientes”.

También explicó que, “Contra todos los pronósticos pudimos avanzar mucho en la posibilidad de tener una nueva ley. Logramos el dictamen y estábamos con intensas conversaciones con los diversos sectores para tratarla la semana pasada y darle media sanción. Pero por razones que nos superan la sesión se suspendió”.

Cabe destacar que extraoficialmente se comentó que el motivo de la suspensión fue la escalada de la tensión dentro del oficialismo por el arrebato por parte del justicialismo de un asiento en el Consejo de la Magistratura. En las últimas horas se habían intensificado las negociaciones entre oficialismo y oposición para alcanzar un acuerdo que permita otorgar media sanción a la iniciativa, pero se postergó. A partir de esta suspensión es incierto el futuro tratamiento de la Ley, ya que hasta el momento no hay precisiones sobre la nueva fecha de realización de la última sesión del año de diputados.

No obstante, el “stand by” hasta que se defina cuándo se realizará la sesión, el legislador comentó que “hay algunos temas que todavía se están conversando y que probablemente se vayan a resolver en el recinto”; entre los que se encuentran detalles en artículos referidos al pago de regalías y exenciones fiscales.

De todas formas Torello planteó que “a nosotros no nos interesa imponer una ley por imponerla, sino que se comprenda cuál es la importancia de esta ley. Porque puede suceder que en tres o cuatro años se impongan los que están en contra de la ley y retrocedamos todo lo que se pudo avanzar. Nosotros queremos leyes que sean consensuadas”.

Sobre el tema fiscal, el artículo plantea la deducción de un 50% de Ganancias a aquellos que compren semilla fiscalizada. “Con esto buscamos alentar a que los productores renueven cada año su semilla y compren la fiscalizada, que se desarrolla bajo el control del INASE y donde intervienen una red importante de semilleros nucleados en CASEM (Cámara Argentina de Semillero Multiplicadores)”, advirtió Torello.

Mientras que en lo referido al pago de regalías, se establece que cada vez que un obtentor (es decir, el que desarrolla la semilla) presente una nueva variedad en el mercado, debe anticipar por un periodo de 5 años cuál va a ser el canon que van a cobrar por el uso propio. Lo que hace este artículo es obligar a productores de mediano y gran tamaño a que paguen, mientras que se exceptúa a los pequeños productores.

En cuanto a la importancia de esta ley el diputado oficialista plateo: “es importante que se comprenda la importancia de esta ley. Por ejemplo, en maní solo tenemos una variedad, que el día que rompa resistencia a alguna enfermedad nos puede ocasionar costos enormes en esa economía regional. En algodón producimos la mitad de lo que produce Brasil, y el INTA es otro ejemplo; tiene mil trescientas variedades y cobra únicamente las que se comercializan en Brasil. No hay ningún argumento sólido en contra de esta ley, porque están contempladas todas las necesidades, incluso la de los pueblos originarios”.

Finalmente consultado por su futuro político, habida cuenta que el año próximo vence su mandato como legislador, comentó “la verdad es que yo estoy a disposición de mi jefe político (en indudable referencia a Nicolás Massot como jefe de la bancada del PRO), si me necesitan estaré a disposición, de lo contrario volveré al campo”. Ahondando en la pregunta se le consultó si tiene intenciones de presentarse como intendente del distrito de Bragado a lo cual respondió: “no por ahora y lo dejo a su criterio…”.

Dictamen
Recordemos que el dictamen se había conseguido luego de un plenario de las comisiones de Agricultura y Ganadería, Legislación General y Presupuesto y Hacienda. “El proyecto no refleja la opinión del gobierno, ni tampoco de ningún bloque, es un resumen de ideas que surge del mejor saber y entender de numerosos diputados, para estar a la altura de los tiempos, y también es el fruto del aporte de muchos actores de la cadena que están solicitando desde hace tiempo un cambio en la legislación”, comentó Pablo Torello.

Los aspectos más importantes del dictamen son:
*Protección del derecho del obtentor y restricción del uso propio gratuito.

*Excepción para productores de agricultura familiar, pueblos originarios y micro pymes (que alcanza a las empresas que facturen anualmente hasta 4.800.000 de pesos, promedio de los últimos tres ejercicios).

*Unificación en un solo acto de todos los derechos que haya sobre una semilla, es decir, se agotan con la compra de la bolsa de semilla o en cada propagación, a través de un canon.

*El precio de la semilla será anticipado por las próximas 5 campañas.

*Fortalecimiento del INASE como organismo único de control de tecnología en semillas. Sectores de la bancada de Cambiemos solicitaron la ampliación del directorio del organismo en distintas líneas: mayor presencia de organismos estatales, incluir a productores de biotecnología y al SENASA.

*Orden público para el uso propio restringido y la potestad del INASE como único agente de contralor.
*Desgravación por el uso de semillas fiscalizada.

MÁS NOTICIAS

Más Leidas