Seguinos en
LT20 Radio Junín

Ocio

Menos sodio

La Secretaría de Gobierno de Salud avanza en la implementación de la Ley Nacional de Reducción del Consumo de Sodio y aprobó una nueva modificación al Código Alimentario Argentino para seguir disminuyendo el consumo de sal de la población. Las empresas tendrán un plazo de 18 meses para la adecuación de los productos.

Publicado

el

Argentina avanza en la reducción de sodio de los alimentos procesados. Desde el 25 de septiembre de este año entró en vigencia la Resolución Conjunta 1/2018, que establece la reducción de sodio de 26 artículos del Código Alimentario Argentino (CAA) en productos tales como galletitas, bizcochos y similares, fiambres, embutidos, sopas y caldos.

El elevado consumo de sodio es el principal factor de riesgo para la hipertensión arterial, que se relaciona directamente con el desarrollo de enfermedades cardiovasculares y cerebrovasculares, responsables del 40 por ciento de las muertes en la Argentina. La medida, que fue impulsada por la Secretaría de Gobierno de Salud de la Nación, dispone en rigor una segunda disminución del contenido de sodio de éstos alimentos, que se da en el marco de un plan de descenso escalonado.

La directora nacional de Promoción de la Salud y Control de Enfermedades Crónicas No Transmisibles de la Secretaría de Gobierno de Salud, Verónica Schoj, consideró que «esta nueva reducción de sodio es un gran paso”, aunque advirtió que “no debemos perder de vista que los argentinos consumimos el doble de la sal recomendada, por lo que es fundamental para avanzar en esta meta que la población cocine con menos sal, no agregue sal a la comida y consuma cada vez menos alimentos procesados y más frutas, verduras y otros alimentos frescos”.

Esta modificación del Código Alimentario se realiza en el marco de la Ley 26.905, –sancionada en 2013– que entre otras estrategias, establece la limitación del contenido de sodio en alimentos industrializados, la presencia de menús alternativos de comidas sin sal.

MÁS NOTICIAS

Más Leidas