Seguinos en
LT20 Radio Junín

Locales

Los taxistas en estado de alerta por la posible instalación de Uber en Junín

Recordemos que el servicio ya funciona en La Plata y Mar del Plata.

Publicado

el

Uber ya se instaló en ciudades del interior bonaerense y ahora ya está funcionando también en Mar del Plata.

La Verdad consultó a Roberto Salcedo, del Sindicato de Taxistas de Junín, sobre si ya hubo un sondeo en nuestra ciudad y explicó que “este emprendimiento es prácticamente ilegal, y sabemos que está intentando instalarse en distintos puntos de la provincia de Buenos Aires. En Mar del Plata y La Plata hay mucha resistencia y en Buenos Aires aún la siguen peleando. A principios del año pasado, ante esta preocupación, presentamos un petitorio en la Municipalidad que constaba de dos puntos: uno era sacar el cálculo de la tarifa mediante la tabla de Fadeeac (Federación Argentina de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas), y no se logró; y el otro era la preocupación que teníamos, y seguimos teniendo, con Uber. En la oportunidad, nos respondieron que no es una aplicación reconocida por la Provincia y lo prohíbe, pero ya está pasando y Junín no sería la excepción”.

“Tememos que el Municipio no nos respalde como corresponde, a pesar de la ley provincial. Uber trabaja con capital ajeno, no tiene autos ni choferes, mientras nosotros para conducir el taxi tenemos que cumplir varios requisitos municipales. Estamos en estado de alerta y, además, no olvidemos que cuando se instale el transporte público también incidirá en nuestra actividad. No tenemos la situación fácil, porque estamos en estado crítico en lo económico”, puntualizó.

Cómo funciona
En su página web, Uber se describe como una plataforma tecnológica que une a socios conductores y usuarios por medio de una aplicación móvil. El socio conductor es una persona que proporciona su auto particular para llevar usuarios de un punto al otro y, de esa manera, obtener ganancias adicionales. Por su parte, el usuario obtiene un traslado ágil, cómodo y seguro.

Al igual que apps similares como Cabify y Lyftle, Uber “conecta” a conductores con pasajeros a través de una plataforma online que funciona como soporte de toda la operación, cobra el viaje a una tarjeta de crédito previamente cargada por el usuario y deposita el dinero en una cuenta del chofer luego de descontarle un canon por el servicio.

El desembarco de Uber en Argentina, ocurrido en abril de 2016, tuvo su epicentro en Capital Federal. Como en las más de 400 ciudades donde ya funciona, el proceso de instalación no está siendo sencillo.

Para instalarse, la empresa originaria de San Francisco (Estados Unidos) promociona sus servicios pese a no estar autorizada legalmente, impulsa la inscripción de conductores y se promociona a través de ofertas especiales, como viajes gratuitos durante las primeras semanas.

De esta manera, la app busca saltar las normativas locales en materia de regulación del transporte y de trabajo registrado, que exigen la inscripción de los conductores y el cumplimiento de ciertos cánones de seguridad, entre otras cosas.

MÁS NOTICIAS

Más Leidas