Seguinos en
Binaria Seguros

Locales

Recaudan en la Provincia $28.000 por kilómetro para mantener los caminos de tierra

El 67 % de los caminos rurales bonaerenses está en estado regular, señaló el dirigente de Carbap, Alejandro Barbieri quien enfatizó que “de acuerdo a lo visto, la solución es pura voluntad política. Lo que yo digo es, por lo menos empecemos por afectar la tasa, los fondos”.

Publicado

el

La semana pasada se realizó en la ciudad bonaerense de Rauch, el Primer Simposio de Caminos Rurales Bonaerenses. El evento fue organizado por CARBAP (Confederación Rural de Buenos Aires y La Pampa) y entre los cuatrocientos asistentes estuvo el ex presidente de la Sociedad Rural de Junín, Alejandro Barbieri.
De la reunión, participaron productores de toda la Provincia, algunos jefes comunales (menos de una decena, de los 128 distritos productivos entre los 135 de la provincia), autoridades de Vialidad Provincial y el ministro de Agroindustria, Leonardo Sarquís.
El simposio ruralista estuvo lleno de propuestas, pero también desnudó falencias para la vida del hombre de campo y la producción agropecuaria.
Más allá de los diagnósticos y de las eventuales soluciones, quedó bien en claro —tras concluir— que está en juego el arraigo de quienes viven en el campo. “El simposio tenía un objetivo que es el tema de la transitabilidad, la conectividad, la energía y la seguridad. Es decir buscar la igualdad del ciudadano de la ciudad con el hombre que trabaja en el campo. Esto es más allá de la importancia que tienen los caminos para las labores en el campo”, explicó Barbieri.
En cuanto a las experiencias de los alcaldes bonaerenses y pampeanos, explico: “Lo que uno pudo ver son las distintas experiencias, ya sea de intendentes tantos oficialistas como opositores. Vimos que en todos los casos había una inversión de hasta un 80% de la disponibilidad de la tasa para los caminos. Aquí también hay que decir que esto se ha logrado con el tiempo, pues estos intendentes tienen muchos años trabajando de esta forma. También vimos experiencias de distintas administraciones. Puntualmente, la de Tres Arroyos, fue la que más me gustó. Ellos tienen un ente centralizado de la intendencia y desde este lugar afectan el 70% de la tasa de red vial más el impuesto inmobiliario coparticipable”.

El Ente

En este caso, Barbieri manifestó que este Ente centralizado tiene un contador público o jefe de compras que agiliza y desburocratiza las tareas de mantenimiento de máquinas, etc., y una vez por mes se juntan con las entidades gremiales del campo más los delegados de los cuarteles y allí ven las prioridades y tareas a realizar el mes siguiente.
Ampliando este tema, Barbieri dijo que “me entrevisté con el intendente de Tres Arroyos y la verdad es que lo más importante es la voluntad política de poner el dinero que nos cobran y el sentido común, que indica que si pagamos por un servicio lo debemos tener. Yo, desde lo personal, soy más partidario que el mantenimiento se realice desde lo público, porque me parece que esta debe ser una función primaria del estado y, creo, el personal debe estar a cargo del municipio. Aunque estoy abierto a discutir otras alternativas. De todas formas el dinero tiene que ir a donde tiene que ir, no importa si es privado, mixto o público”.
Otra buena experiencia que destacó el ex presidente de la SRJ, es que los maquinistas, que tienen a cargo el trabajo en los caminos rurales, viven en el campo de lunes a viernes. “Lo hacen en una casilla con sus comodidades pero en el lugar de trabajo y se le paga una bonificación por ese desarraigo”, reveló.

En Junín

En cuanto a la posibilidad que se modifique la situación en el Partido de Junín, Barbieri dijo que “de acuerdo a lo visto, la solución es pura voluntad política. Lo que yo digo es, por lo menos empecemos por afectar la tasa, los fondos. Esto más allá de las máquinas que se compraron, porque es insuficiente y la contraprestación del servicio, en relación a lo que uno paga, es muy mala. Nosotros hemos colaborado que todo lo que uno pudo y tenemos muy buena relación con todos, incluido Marcelo Balestrasse que le puesto el hombro y dedicación al tema, pero evidente acá falta la voluntad desde lo más alto de la administración. Esto no depende de un Secretario, si no de su jefe político”.
De todas formas, explicó que “esto es un camino largo y los cambios no son de un día para el otro, pero hay que reclamar un rumbo y ese rumbo es, primero que nos muestren las cuentas. En casi dos años de gestión nunca mostraron los números. Cuánto recaudaron, cuánto envían a la afectación del mantenimiento de los caminos y sentase a hablar sinceramente. Decir qué necesitan y hablar cara a cara y digan qué es lo que pueden hacer y qué no. Es que no puede ser que el dinero de la red vial se destine a la ciudad…, es cierto que hace 30 años que es así, bueno empecemos a ver cómo solucionar esto y que la intendencia resuelva sus dificultades desde otro lugar”.
Barbieri, también admitió que “el 67 % de los caminos rurales bonaerenses está en estado de regular a malo y que la provincia cuenta con 105.000 kilómetros totales de caminos rurales, de los cuales 25.000 kilómetros, son troncales. Si sumamos todas las tasas rurales bonaerenses, más lo que ha girado la Provincia en carácter de Inmobiliario Rural, llegamos a 3.750 millones de pesos por año. Esto es algo así como 28.000 pesos por kilómetro por año que tendría cada uno de los municipios para mantener la red”.

MÁS NOTICIAS

Más Leidas