Seguinos en
Expo Junin 2019
Expo Junin 2019

Locales

En Junín no se pagaron multas por amenazas de bomba a escuelas

El fiscal federal Eduardo Varas manifestó ante la consulta de este medio que “la Cámara revocó tres procesamientos” en nuestra ciudad. (BAJADA)

Publicado

el

El fiscal federal Eduardo Varas dijo en contacto con Grupo La Verdad que las causas iniciadas por amenazas de bomba en escuelas de Junín “no tuvieron penas de multas”.

En contacto con este medio, el funcionario indicó que “la Cámara revocó los tres procesamientos en Junín”, haciendo alusión a las denuncias previas radicadas durante buena parte del año 2017.

“El año pasado prácticamente no hubo casos, y si los hubo fueron muy pocos” declaró el fiscal ante la requisitoria periodística de este medio.
En su edición de ayer, este mismo diario publicó que un joven, el año pasado realizó falsas amenazas de bomba en escuelas de Morón, fue obligado por la Justicia a abonar la suma de 60.000 pesos para resarcir los gastos que su accionar le provocó al municipio. Además de dicha suma, el responsable de las amenazas deberá realizar tareas comunitarias y entregar al estado una computadora y un celular de alta gama.

La medida de castigo para el joven que realizó las amenazas fue tomada por la jueza Graciela Angriman en la sede del Juzgado en lo Correccional Nº5, bajo el marco de una causa cuya carátula es “Intimidación pública reiterada en tres oportunidades”.

La magistrada suspendió el proceso a prueba que recaía sobre el imputado, bajo la condición de que este abone 60.000 pesos en concepto de perjuicios, realice labores comunitarias en un club de barrio y otorgue al Estado un teléfono móvil y una laptop importadas.

El autor de las falsas intimidaciones deberá ponerse además a disposición de las autoridades de las escuelas afectadas por su accionar.

Las falsas amenazas de bomba mediante llamados telefónicos a los establecimientos educativos es una modalidad vieja pero efectiva, al punto que los alumnos saben que perderán buena parte de la jornada lectiva mientras se hacen las requisas correspondientes. El protocolo establece que, una vez realizada la denuncia, de manera inmediata se tienen que hacer presentes los efectivos del Cuerpo de Bomberos y de la Policía local y realizar una inspección en el lugar.

Desde la Dirección General de Cultura y Educación señalaron oportunamente que el fenómeno “preocupa” y marcaron que se trabaja en las aulas para que los alumnos tomen conciencia de que “se trata de un delito, y no de una broma”.

En 2018
En nuestra ciudad, el pasado año se hicieron siete denuncias de este tipo. Seis provenientes de la Escuela de Educación Secundaria Nº 7 (ex Comercial) y una del Colegio Hogar Belgrano. Las investigaciones en torno a los llamados intimidatorios por las amenazas tuvieron avances y lograron determinar la autoría de dos eventos ocurridos en la escuela Comercial.

El comisario mayor Miguel Reisenauer, jefe de la DDI, expresó en ese entonces a La Verdad que “en una investigación en conjunto que se hizo con la Fiscalía Federal de Junín, a cargo del doctor Eduardo Varas, y con el juez federal, doctor Héctor Plou, se trabajó en los llamados intimidatorios a escuelas. Este año tuvimos siete llamados de ese tipo y, de los seis que pertenecen a la Escuela Comercial, ya se estableció que los llamados fueron hechos por los alumnos”.

Por tal motivo se hicieron dos allanamientos y se secuestraron celulares en los domicilios de los jóvenes involucrados en las comunicaciones intimidatorias.

MÁS NOTICIAS

Más Leidas