Seguinos en
Binaria Seguros

Locales

El cambio de sangre del condenado dará lugar a una nueva investigación judicial

“Hay principios constitucionales, y la mediatización anticipada de algunas causas provocan daños colaterales que pueden evitarse” señaló el doctor De Ciervo.

Publicado

el

Por primera vez en la historia penal del Departamento Judicial Junín, un Tribunal entendió que el protagonista de un siniestro vial que se cobró la vida de dos juninenes y dejó a cuatro personas con lesiones graves, debía cumplir una pena de 9 años de prisión por ser el autor penalmente responsable del doble homicidio simple por aplicación del dolo eventual.

Una serie de hechos particulares en el antes, durante y después del siniestro fueron los evaluados por los magistrados Esteban Melilli, Miguel Ángel Vilaseca y Jorge Cóppola.

Para conocer la opinión de una de las partes en el proceso, La Verdad dialogó con el Dr. Darío De Ciervo, representante de la familia de una de las víctimas, Sol Medialdea, ya que además, con el veredicto no se cierra esta historia. Se sumó durante la etapa de instrucción un nuevo hecho, el cambio de sangre del conductor ahora tras las rejas.

El profesional entrevistado consideró que en el extenso fallo “se han valorado circunstancias muy especiales que presenta este caso, incluso la propia sentencia alerta que no significa esto que los delitos de imprudencia adquieran una dirección distinta en sus elaboraciones, resaltando que se trata de un caso de aristas muy particulares”.

Por ejemplo, “Se valoró la cadena de falta de controles, el largo recorrido de la conducción del vehículo de un modo temerario de altísima peligrosidad, con avisos de terceros para que volvieran a su carril, por ejemplo. La conducción sin licencia habilitante para manejar — -hacía 6 años que –el acusado- estaba en el país y constantemente viajaban en ruta por la actividad comercial-, y luego, la comprobación del cambio de sangre del imputado. Es un cóctel que coloca esta causa en un lugar excepcional, y eso es lo que ha convencido a los Jueces del Tribunal para dictar un fallo con tal calificación e intensidad”.

EL CAMBIO DE SANGRE
Durante el debate oral, se leyeron declaraciones de otro expediente, pertenecientes al hermano del imputado – José Ovidio Quispe Viza y de su abogado –Dr. Casce-, quienes en calidad de “arrepentidos o “imputados colaboradores”, confesaron haber sido parte de un esquema delictivo para que se cambiara la sangre del chofer de la Peugeot Partner, situación que es investigada en otro expediente.

En esa causa judicial, la familia de Sol Medialdea decidió continuar con el asesoramiento legal del Dr. De Ciervo como representante de los particulares damnificados, ya que se hace referencia a delitos graves que además involucra a funcionarios de seguridad y de Policía Científica.
Sobre el tema, el Dr. Darío De Ciervo confirmó a La Verdad que “también en esa causa nos presentamos como particulares damnificados a partir de ahora. Pero lo que ha investigado el Dr. Daniel Nicolai es suficiente como para intranquilizarnos sobre algunas áreas de investigación, en este caso, relacionada con las pericias de alcoholemia y la cadena de responsables y de custodia que deben tener estos elementos”.

“Hace rato que la Justicia recepciona reclamos, -remarcó el profesional- pedidos de nulidades, quejas. Pero no siempre se dimensiona adecuadamente. Estos problemas, se vienen escuchando en varios distritos, y a veces por falta de prueba, falta de recursos, temores, o en los casos más graves, cadena de favores o encubrimientos, no se esclarecen, no se profundizan o se omiten”.

“En este caso puntual hay funcionarios sospechados pero la investigación continúa y entiendo que podrá traer consecuencias graves, circunstancias que además están siendo monitoreadas no solo por la justicia local”.

Respecto del estado actual de esa investigación, el Dr. Darío De Ciervo aclaró que “no se ha cerrado la instrucción. No se puede decir más que esto, por respeto tanto a investigadores como investigados” por cuanto “hay principios constitucionales, y la mediatización anticipada de algunas causas provocan daños colaterales que pueden evitarse.

Al menos hasta el momento y en con relación a la tipificación de los delitos que existen, el representante de la familia Medialdea sostuvo que en “lasentencia hay referencia concreta. Cohecho, encubrimiento y violación de pruebas, por ahora”.

MÁS NOTICIAS

Más Leidas