Eduardo Nuozzi: el chofer del “Verde” y las memorias de aquellos colectivos - La Verdad Online de Junín, Buenos Aires, Argentina
Seguinos en
Radio Junin
Radio Junin

Locales

Eduardo Nuozzi: el chofer del “Verde” y las memorias de aquellos colectivos

“El día que dejaron de funcionar, yo no estaba, pero me causó mucha tristeza”, dijo el recordado chofer

Publicado

el

Por Redacción Grupo La Verdad

Eduardo Nuozzi es un histórico conductor de colectivos en nuestra ciudad. Manejó la línea Verde hace mucho tiempo, cuando teníamos colectivos de cuatro colores que unían Junín de punta a punta.
En diálogo con La Verdad relató que “manejé la línea Verde y fui el fundador. Era uno de los dueños del coche número 1, que el aquel momento se llamaban componentes, y lo manejábamos junto con mi hermano. El coche 2 era de Serángelo y Costes y estaba conducido por Blanco y Montero; el 3, era de Fiorito hermanos y ambos conducían, aunque tenían como empleados a Carlos Fiorito y a Pepa; el 4, era de Manuel Bilbao y su hijo Roberto y el 5, era de Falabella y Bougnicourt, y manejaba Ricardo Torres. Seguro que me olvido de alguno así que pido disculpas”.
“El Verde tenía una línea redonda, no había cabecera como ahora, porque intentamos hacerlo, pero no nos dio resultado. Una de las cabeceras, salía de Avenida Alvear y República y otra fue la plaza 9 de Julio. Me daba la sensación que a nuestros clientes les gustaba pasear y muchas veces tomaban el recorrido largo por esa razón. Cortábamos el boleto y teníamos el monedero, cosa que hoy extraño. He tenido la oportunidad de probar los coches nuevos y es muy diferente. Habría que ponerlos de adorno, junto al monedómetro, que era donde poníamos las diferentes monedas”, contó.

El trabajo

Nuozzi siguió desandando los caminos y contando sobre cómo se trabajaba en aquellas décadas.
Expresó que “cortábamos 550 boletos diarios, era la época del ferrocarril. Y, con el correr del tiempo, siempre buscamos expandirnos, porque luego de terminar en la plaza 9 de Julio, seguimos más abajo, por Lartigau, que era de tierra, y también por Garibaldi y Chacabuco. Vale aclarar que las otras líneas también hicieron lo mismo. El día que dejaron de funcionar, yo no estaba, pero me causó mucha tristeza. Siempre el colectivo lo llevé en el corazón. Ahora, 25 años después, este momento, que me pone muy contento, realmente”.

Los nuevos colectivos

Señaló que “estoy muy contento porque se concreta una gran obra para mi punto de vista. Simplemente hubo que esperar un poquito para rediseñar algunas líneas de recorridos y esto recién empieza. Es un servicio que se cerró hace 25 años y no podemos pretender que haya ganancias desde el primer día, sino que hay que ser perseverante como lo fue el Intendente para que esto saliese como corresponde. También es necesario un cambio cultural importante y que nos involucra a todos. Tenemos muchas motos circulando por las calles y también hay que tratar de educar a los conductores como también a los peatones para que el tránsito sea ordenado”, añadió.
“Junín es una ciudad muy grande y tremendamente dispersa, por lo tanto, es imprescindible que funcione este servicio para la gente que está lejos del centro. Estoy convencido de que era algo muy necesario y que nos hacía falta”, puntualizó.

Más Leidas