Seguinos en
Binaria Seguros

La Deportiva

Dos partidos y un destino en juego

Se aproximan dos partidos trascendentales para el plantel. El “Verde” enfrentará el miércoles a Atlético Tucumán por Copa Argentina y en la próxima jornada de la B Nacional, recibirá el lunes 9 a Gimnasia de Jujuy.

Publicado

el

Si bien para realizar un análisis, siempre es mejor que primero ocurran los hechos, debido a que en el fútbol la anticipación puede ser un arma de doble filo, la realidad de Sarmiento en tres fechas transcurridas del torneo, no es una sorpresa.

Los argumentos están netamente relacionados con una línea cronológica desde que Fernando Quiroz y su cuerpo técnico, iniciaron el segundo ciclo en el club (luego de sufrir el descenso en Primera) para afrontar el actual campeonato de la B Nacional.

Es cierto, aún el destino puede cambiar y de hecho, el equipo tendrá una especie de revancha, precisamente el próximo miércoles cuando juegue en Salta frente Atlético Tucumán por Copa Argentina, pero el tono de voz del entrenador, cuando enfrentó a los grabadores de los periodistas, luego de la dolorosa derrota ante Villa Dálmine, transmitió un futuro cercano con dudas y complicaciones.

Déjà vu futbolístico
La formación que salió a jugar en Campana, a excepción de la ausencia del arquero Fernando Pellegrino por lesión, es la ‘ideal’ del DT, la cual viene plasmando desde el primer partido amistoso de pretemporada. Y justamente los resultados y rendimientos en los cotejos preparativos, no fueron favorables. Recordemos que el equipo fue superado en el juego en el primero ante Rivadavia de Lincoln, posteriormente goleado a manos de Rosario Central y Unión y en el balance general ante Agropecuario de Carlos Casares, también fue desfavorable, pese a que con el ‘Sojero’ empató en dos oportunidades. En el último venció al “Albirrojo”.

Luego, llegó el debut oficial ante Sacachispas por Copa Argentina y allí, el ‘Verde’ finalmente fue superior al rival de turno (milita en la B Metro y está ante último), generó infinidades de situaciones de peligro y abrió un color ‘Verde’ esperanza que, en Campana, se fue apagando y convirtiéndose en un tono demasiado oscuro.

Golpe de realidad
En el medio, Sarmiento realizó una buena performance ante Quilmes en Junín, incluso mereciendo la victoria, debido a que contó con las chances más claras (de hecho marró un penal) y sometió al ‘Cervecero’ (uno de los candidatos) a limitarse en jugar en su campo y aguantar el cero a cero. En la segunda jornada, tuvo fecha libre de descanso.

No obstante, Dálmine de la mano de De la Riva, demostró que si bien no lo sobra absolutamente nada, hace de sus equipos una estructura ordenada, que no se sale del esquema, presiona cuando puede, retrocede en conjunto y es efectivo a la hora de concretar. Asimismo, contiene en sus filas futbolistas relativamente jóvenes, la mayoría curtidos en el ascenso y esa potencia y rebeldía, la sufrió Sarmiento en carne propia.

El esquema no funciona
El esquema táctico que implementa Fernando Quiroz (4-4-2) con dos extremos en la mitad de la cancha con características de juego y velocidad (sobre todo con esta última) no está engranando. En el sector defensivo (Méndez, Capelli, Landa y Arias), demostraron falencias a la hora de marcar y anticipar, frente a un equipo más veloz y que en pasajes juega de contra como Dálmine.

Los mediocampistas centrales (Garnier y Farré) contienen un juego muy similar y se hace monótono el andar de Sarmiento en el círculo central. En tanto, el juego ofensivo pasa exclusivamente por los volantes por afuera (Etevenaux y Bazán) y si estos están bien marcados o simplemente, tienen una mala noche (puede ocurrir), no aparecen otras alternativas, ya que Boghossian no es asistido y no se caracteriza por retrasarse en el campo de juego para asociarse con sus compañeros, sino que por el contrario, es un ‘9’ de área.

Vidal está por debajo del nivel esperado y por ello, Sarmiento no sólo carece de llegadas de peligro, sino que parece no tener gol. A su vez, ninguno de los profesionales en cancha, tiene un promedio alto de gritos en certámenes pasados.

¿Hay alternativas y solución?
Debería haberlas y tiene que ser de inmediato, ya que el actual torneo contiene solamente 25 fechas (una libre) y 6 descensos. Además, hay que tener en cuenta que floreció una camada de jóvenes muy interesantes que la lideran Fermín Antonini, Federico Pieretto, Ariel Kippes, Sergio Quiroga y Joaquín Vivani, que le podrían otorgan velocidad y frescura en el juego al equipo, ya que la experiencia está y en demasía, con los referentes.

La realidad indica que Sarmiento tendrá una parada sumamente difícil ante el ‘Decano’ y luego un encuentro ante el ‘Lobo’ jujeño, donde estará obligado a ganar de local, con el objetivo primordial de salir del fondo de la tabla.

SarmientoQUIROZ: “SOY EL ÚNICO RESPONSABLE Y VEREMOS CÓMO SIGUE TODO”
El DT de Sarmiento Fernando Quiroz, luego de la derrota por 2 a 0 ante Villa Dálmine, dialogó con la radio ‘Mitre Junín’ y con estado muy anímico triste, casi de resignación, evidenciado por su tono de voz al enfrentar el grabador, expresó: ‘Hay que reconocer que nos ganaron bien, nos superaron, no tengo nada que recriminarle a los jugadores en cuanto a la actitud y el responsable de esto soy yo. Me tengo que hacer cargo y veremos como sigue todo’.
Seguidamente, sin titubear soltó: ‘Armé un plantel para pelear el campeonato, está en condiciones de hacerlo, pero no salieron las cosas como nosotros queremos y yo soy el único responsable, no así los dirigentes y los jugadores`.
Por último, Quiroz, continuó poniendo énfasis en su responsabilidad por el presente del equipo, enunció: ‘Habíamos arrancado bien y el primer gol de ellos fue determinante. Los jugadores hicieron esfuerzo, tuvieron la voluntad de hacer lo que uno les pide, pero no jugamos como queremos. El responsable soy yo del armado, los cambios y de todo’.

MÁS NOTICIAS

Más Leidas