Seguinos en
Binaria Seguros

Locales

Desde Voz Animal siguen esperando respuestas y acciones del municipio

Campañas educativas, ayuda para la labor proteccionista, mayor amplitud horaria de atención en Zoonosis y un predio para alojar perros de la calle: las necesidades más urgentes que son desoídas.

Publicado

el

Lejos quedaron las promesas de campaña de un Hospital para animales en Junín. Hoy los proteccionistas de Voz Animal reclaman que no son atendidos ni escuchados por la actual gestión municipal y denuncian que se desatiende la salud pública.
A principio de año, mantuvieron una reunión con funcionarios comunales en la que se elevó un petitorio con necesidades urgentes. En veinte días iba a haber una respuesta, pero hasta ahora el teléfono nunca volvió a sonar.
Gisel Scanavino, Marcos Walton, Luciana Aquistapace, Mariano Piegari y Lidia González, de Voz Animal, luchan a pulmón y corren en medio de sus vidas privadas para salvar animales, comprar alimentos y juntar fondos para pagar operaciones necesarias en caso de perros atropellados o en mal estado.

Zoonosis en la mira

Según explicaron, “hace dos meses que no anda el colectivo para trasladar animales para su castración. Las autoridades se habían comprometido a llevarlo a los barrios el primer sábado de cada mes, pero ahora las operaciones sólo son en la sede de lunes a viernes”.
En esa reunión que tuvieron con las autoridades, reiteraron el planteo sobre “la necesidad existente de ampliación del horario de atención de Zoonosis, un lugar para los perros de la calle y nosotros ofrecimos nuestra total colaboración para las tareas”.
“Ellos se comprometieron a que funcione una unidad de traslado del municipio, ampliación del espacio de Zoonosis, convenios con instituciones: nada de esto se hizo ni tuvimos nunca más respuestas. Tampoco podemos saber cuál es el presupuesto municipal que se destina al área”, denunciaron.
“Los veterinarios de Zoonosis solamente se dedican a la castración de animales y tal vez consideran que eso es suficiente, cuando es necesario que también haya guardias veterinarias, prevención y mucha difusión para concientizar a la gente, empezando por los chicos en las escuelas. Ni siquiera hay un portal en Internet para ofrecer mascotas en adopción, o para dar consejos pre y post operatorios, por ejemplo”, detallaron.

Un lugar
Con preocupación, los integrantes de Voz Animal contaron que “ahora viene la época del moquillo, la vacuna tiene alto costo, alrededor de 400 pesos, así que es imposible que nosotros nos hagamos cargo de esta tarea con los perros de dueños irresponsables, que están en la calle”.
Con mucho esfuerzo, desde hace un año ellos vienen sosteniendo un espacio físico y se ocupan de cada detalle: “Tenemos una casa cuyo objetivo era ser un hogar de tránsito, porque nos sobra voluntad pero del otro lado no lo saben capitalizar. En este primer año que llevamos en la casa, nunca recibimos ni un bolsón de alimento para los perros”.
“Lo que pedimos es un predio, un espacio para alojar a los perros de la calle, con doble beneficio: los perros agradecidos, con mejoría de su estado, y sacamos el peligro para la gente que anda por la calle”, agregó Gisel Scanavino.

Espacio para perros

En Junín se necesita un terreno, un predio, un galpón ferroviario… un lugar funcional para concentrar los grandes esfuerzos que se hacen desde el proteccionismo.
“Nosotros recibimos no menos de diez a quince llamados diarios de la gente pidiendo ayuda, pero nosotros no podemos dar las respuestas. Nos desborda la situación, la ausencia del Estado es permanente y nos cansamos de luchar contra molinos de viento”, dijo Scanavino.
También apuntaron que “la adopción responsable de una mascota, más allá que es un acto de amor, no tiene incentivos: podría regalarse una oblea para entrar a la Laguna, un descuento en el pago de tasas o cualquier otra opción que se pueda pensar”.

La pirotecnia

La ordenanza municipal regulando el uso de pirotecnia todavía no está en plena vigencia, dado que las bombas de estruendo se siguen utilizando en la ciudad.
“Estaba hecha en el mes de septiembre, pero recién se activó en los últimos de diciembre, sin ninguna campaña de concientización y difusión de las multas previstas. Sin ir más lejos, en los últimos fines de semana desde un boliche conocido de la ruta se tiró pirotecnia y no sabemos si se les labró alguna infracción”, reclamaron los proteccionistas.

Lo que se pide

–Campañas de concientización.
–Un espacio/terreno para perros, con la colaboración del proteccionismo para la atención.
–Ampliación del horario de Zoonosis.
–Castraciones los días sábados en los barrios.
–Guardias veterinarias.
–Ayuda en alimento a los grupos de voluntarios.

MÁS NOTICIAS

Más Leidas