Seguinos en
Binaria Seguros

Locales

De peloteros a salas multiespacios : La necesidad de divertir a los chicos

Los cambios en nuestra forma de vivir y en nuestra sociedad son permanentes, también en nuestros gustos se dan esos cambios y principalmente, en esas cosas nuevas que continuamente hacemos para no aburrirnos, mucho menos, a la hora de festejar un
cumpleaños.

Publicado

el

LA VERDAD se metió en el mundo de una actividad comercial que surgió hace años y que permanentemente debe transformarse para seguir existiendo y dar respuestas a los requerimientos de los chicos y de sus padres, a la hora de elegir un lugar.
Hoy, lo más de 20 comercios que se encuentran diseminados por toda la ciudad, dejaron atrás los tradicionales peloteros e inflables para transformarse, en su mayoría, en salones donde se ofrecen mini discos, plazas blandas, espacios tecnológicos, livings, lo más diversos juegos,
maquillajes artísticos, barras de tragos, shows de bailes, de magia, golosinas personalizadas, etc, etc, etc. Es lo que llamamos, salas multiespacios.
Juan Pablo Sebástian Racinello, junto a Sebastián Tomino, son comerciantes del rubro y titulares de uno de los tantos salones multiespacios que hoy se dispersan por toda la ciudad. Racinello, contó que la historia de ellos en el rubro comenzó “hace unos 7 años atrás cuando con mí amigo de la primaria nos surgió la idea de abrir un salón para eventos infantiles. Nosotros éramos disk jockey en aquel entonces y contamos con un buen equipo de sonido y e iluminación. Un día, tomando unos mates se nos ocurrió la idea de armar algo”.
“Allí empezamos a buscar en distintos puntos de la cuidad el lugar ideal y que era lo que más nos convenía, fue así que encontramos una esquina en el barrio Las Morochas, que nos había gustado y empezamos las tratativas para refaccionarlo y acomodarlo a nuestro gusto con la mala suerte que el dueño, cuando ya habíamos hecho contrato y habíamos comprado mesas, sillas, freezer y muchas cosas más, decide no alquilarlo”, agregó.
Este contratiempo hizo que el empredimiento de Racinello y Tomino se demorara 2 años, más allá de que “comenzaron alquilando inflables para cumples y cada vez nos convencíamos más de que lo que faltaba era un salón de fiestas para todas las edades y nuevamente retomamos la búsqueda de un espacio hasta que dimos con el salón que actualmente tenemos”.
La relación de los chicos con la tecnología y las mayores exigencias de los mayores, es la explicación que muchos le encuentran a los cambios permanentes de hábitos y de gustos por los que atravesamos. Hoy, ya no llama la atención ver a un nene usando la tecnología como
una herramienta cotidiana de sus vidas. Sin dudas, esos cambios hacen que, a la hora de elegir,
un servicio o un producto seamos mucho más exigentes.
Ante este panorama, a la hora de elegir dónde y cómo festejar un cumpleaños, las opciones son infinitas como también lo son las ofertas. Aquí aparecen lo que para quienes ya pasaron los 35 años los peloteros, o, como se los conoce ahora, los salones multiespacios y los servicios que ofrecen, tratando estos, de cumplir con la difícil tarea de divertir y entretener a los
más chicos Juan Pablo Racinello, aseguró que “este rubro obliga a renovarse año a año, para poder permanecer y estar vigente necesitas renovación, de todo, de inmobiliario, de actividades a realizar, de la comida, entre otras cosas. Permanentemente tenes que ir viendo cuáles son las
demandas de los chicos y sus padres a la hora de elegir un lugar para festejar el cumpleaños,
que cada vez son más exigentes y en ese marco, ir agregando más y mejores
servicios”.
“Los clientes permanentemente buscan nuevas experiencias y eso incide a la hora de elegir donde festejar el cumpleaños, la idea es que los chicos no se aburran y se vayan más que contentos del cumple. Tenes que armar y restructurar el salón para que los chicos se diviertan y
los padres y adultos estén cómodos”, detalló Racinello, para graficar las exigencias que tiene el
rubro.
Consultados sobre qué quieren concretamente los chicos y más allá de todo lo nuevo, los titulares de Uhlala aseguraron que “para los nenes más chicos es indispensable una cancha de fútbol, espacio que además se utilizan para realizar otras actividades con los profesores que se encargan de entrener a los chicos. A las nenas ellas les encanta bailar y cantar, y para ellas
también hay espacios exclusivos, como son las pistas mini disco, con toda la tecnología, pantallas, láser, humo, niebla, burbujas y hasta nieve sintética”.
Cada espacio se piensa y divide en base a los requerimientos, es por eso que hoy, vemos en estos salones también, espacios con máquinas de videos juegos, cada gusto tiene su espacio,
y todo está pensado para que todos estén cómodos, incluso para que los adultos también estén cómodos y puedan disfrutar tranquilos, sabiendo, que los más chicos se
divierten y de manera segura.
Tener en marcha un comercio que requiere cambios y propuestas diferentes de manera permanente ha obligado a los propietarios de estos espacios a estar atentos a esos cambios para permanecer y no quedarse en el camino.

Macro Recargas

Haciendo Obras 2

Más Leidas