Seguinos en
Binaria Seguros

Regionales

Cuarenta y nueve personas fueron afectados por triquinosis en 9 de Julio

Son de un grupo familiar que degustaron factura de cerdo contaminado por la enfermedad.

Publicado

el

Una faena familiar de un cerdo para consumo casero movilizó a todas las áreas de salud municipales y nacionales, que se encuentran en el distrito, en el control de la Triquinosis, en esta oportunidad.

La secretaria de Salud de la Municipalidad de Nueve de Julio, Lucía Pirotta; acompañada de la Directora de Bromatología, Guadalupe D´acunto; el Subsecretario de Producción, Fernando Bono y los responsables locales de SENASA, Dr. Marcelo Deolavarrieta; y del Ministerio de Agroindustria, Omar Tarantino; participaron en el hecho y alertan a la comundiad a hacer los controles de bromatología, aunque los productos sean para consumo propio.

La médica contó como se fueron dando los casos. Hubo una detección de un caso sospechoso de triquinosis, detectado el pasado miércoles en el Hospital Julio de Vedia de Nueve de Julio, que está controlado, fué el más serió y fue la ‘punta del ovillo’, para llegar a los 48 pacientes que habían saboreado chorizo, bondiolas, queso, y demás elaboración del cerdo faenado.

“Ante este caso sospechoso detectado en el Hospital, desde la Secretaría de Salud comenzamos a investigar a los 49 familiares que presentaban los mismos síntomas y que habían consumido estos productos en el mismo momento; al tiempo que se realizaron distintos análisis exhaustivos sobre los productos que habían consumido estas personas, para que las mismas se encuentren controladas”, detalló la Dra. Lucía Pirotta.

En el mismo sentido, recordó que la triquinosis es una enfermedad endémica, por lo que es posible que en nuestra zona se registren casos, no obstante que en nuestro distrito no se deban desde hace más de seis años.

“Se trató de un caso familiar y no comercial”, recalcó especialmente, especificando que en los casos detectados “no hay personas afectadas con riesgo ni internadas, más allá del tratamiento específico que se realizó sobre una mamá embarazada”.

La secretaria de Salud destacó el trabajo coordinado y articulado realizado con la Región Sanitaria II, el Hospital Julio de Vedia, Clínica Independencia, el Círculo Médico, el Ministerio de Agroindustria, SENASA, la Dirección de Bromatología y la Subsecretaría de producción, “lo que permitió realizar un seguimiento y una ficha individual de cada uno de los pacientes”.

Por su parte, desde Bromatología, Guadalupe D’acunto resaltó que son necesarios los controles -lo que viene diciendo cada vez que se le presenta la oportunidad – y que alcanzan al ámbito familiar, no solo al comercial. Con una muestra se le acerque a la cabina de esa Dirección, se hace el analisi, sale $72 y si no se tiene dinero el control se hace igual ya que está la salud de por medio, aclaró.

A su vez, Lucía Pirota resaltó que “Esta es una enfermedad que no se transmite de persona a persona; sino cuando una persona consume carne de cerdo que se encuentra afectada por el parásito que tiene la triquinosis; que se encuentra enquistado y que se libera en el intestino, generando una reacción importante, que dependiente de la cantidad de productos afectados que ingiera una persona”. Es decir, no hay contagio humano, es del cerdo al quien comió su carne.

“Con el tiempo, este parásito se aloja en los músculos de la persona afectada, generando complicaciones en los distintos órganos del cuerpo”, agregó, informando que en el caso de las personas que podrían verse afectadas, “se han suministrado antiparasitarios que deben tomarse durante una semana”.

En tanto, entre los principales síntomas mencionó a la diarrea, dolores abdominales y de articulaciones, fiebre, e hinchazón y picazón de los ojos”.

FAENA FAMILIAR
La Directora de Bromatología, Guadalupe D´acunto recalcó que esta situación se dio ante una faena familiar en un domicilio de la ciudad y no del consumo de un producto comercializado, por lo que no se traslada al circuito de consumo.

“Al tomarse conocimiento, se realizó el análisis de manera inmediata y se suministraron los medicamentos a la persona afectada”, delineó la funcionaria; quien solicitó a los vecinos “no dejar de hacer los análisis correspondientes, enviando a analizar las muestras a la Dirección de Bromatología”.

“Se trata de un trámite muy sencillo, con un costo de $ 72, y que entrega los resultados en un lapso muy breve”, subrayó.

MÁS NOTICIAS

Más Leidas