Seguinos en
Binaria Seguros

Locales

Crece el interés por la carrera de medicina veterinaria 

LA VERDAD dialogó con el veterinario Gastón Ferrari, quien posee más de 30 años de trayectoria. “El motor es el amor por los animales”, sintetizó.   

Publicado

el

Un informe del sitio Valor Soja dio cuenta del interés creciente por la carrera de  medicina veterinaria por parte de los adolescentes. En  nuestra ciudad, cientos de jóvenes eligen irse a La Plata, Buenos Aires, Rosario o Córdoba para poder estudiar dicha carrera. 

Para entrar en número,  sólo en 2016, de acuerdo al último dato disponible informado por el Ministerio de Educación de la Nación, la cantidad de estudiantes registrados en las carreras de veterinaria fue de 26.798 alumnos versus 26.231 en 2015 y 25.998 en 2014. Se trata de la cifra más alta de la última década. 
  LA VERDAD dialogó con el veterinario Gastón Ferrari, quien posee más de 30 años de trayectoria. Si bien en la actualidad es especialista en animales pequeños (sobre todo perros),  tuvo sus inicios ligado a los grandes animales como por ejemplo vacas, cerdos y los relacionados a la producción. 

 Para conocer en profundidad la actualidad de la profesión, explicó que “tengo 30 años de profesión. Es mucho tiempo en relación a como fue evolucionando mi profesión. Cuando decido estudiar veterinario, lo hice pensando en grandes animales, como vaca, cerdos y lo que sea producción. Luego, la carrera y las circunstancias de la vida, me llevaron a ver que me gustaba la clínica y la cirugía. Ello se adaptaba más a pequeños animales”. 

En relación a como fue cambiando la profesión, dijo que “lo que noté en estos años que transcurrieron, el potencial que tiene la parte de pequeños animales. Es una carrera que creció muchísimo  por la demanda de la gente con respecto al lugar que le dieron a las mascotas”. 

 Seguidamente dijo que “me parece nada, pasaron 30 años y las mascotas no tenían tanta importancia. Hoy es muy común el irse a estudiar y tener mascotas. Ello ha permitido a que la profesión nuestra, tenga cada vez más potencial con respecto a lo  que se puede hacer. El límite lo pone el dueño de los animales, y notás que no hay límites”. 
 
    
 Grandes animales. En otra parte de la  entrevista, explicó sus inicios relaciones a los animales de producción.  “Estudié en Universidad Nacional de La Plata y enseguida me vine a trabajar a Junín. Estuve unos años trabajando en algo de bovinos pero me fui inclinando para el lado de los animales más chicos. 
  Trabajar con animales grandes también es un gran potencial. El trabajo en el campo está en grandes animales, está más enfocado a la producción. En cuanto a lo pequeño estás enfocado a la clínica  o cirugía. Además la parte afectiva no es la misma. En tanto en la producción está más ligado a la capacidad  productiva de algún establecimiento y quizás depende del precio de la hacienda que ello va a justificar determinadas cosas”. 
 
    
 Consejos.  En la parte final de la entrevista, Ferrari explicó algunos consejos para aquellos jóvenes que piensan estudiar en un futuro dicha carrera. 
  “Medicina veterinaria es una carrera muy humana. El motor a todo esto siempre es el  amor a los animales. Sino querés a los animales, más allá de que la profesión te lleva a quererlos, se hace  difícil. Esto es primordial porque te la pasás todo el  día con animales”. 
 

 

MÁS NOTICIAS

Más Leidas