Seguinos en
Binaria Seguros

Nacionales

Con massistas y sin Menéndez, los gobernadores consolidaron un nuevo polo de poder

En tanto, por el massismo bonaerense fueron parte los diputados Rubén Eslaiman y Jorge D’Onofrio y el senador José Luis Pallares.

Publicado

el

Legisladores del peronismo federal y del Frente Renovador se reunieron en Gualeguaychú para avanzar en la conformación de un polo de poder antikirchnerista dentro del partido, y rechazaron la idea de “unidad” que plantean desde ese sector.

Macro Crédito al Instante

El encuentro, del que finalmente no participó el titular del PJ bonaerense, Gustavo Menéndez, sirvió para comenzar formalizar dentro del peronismo un espacio de poder diferenciado del kirchnerismo, que se encuentra agrupado en el grupo “Resistencia”.

La novedad de la jornada, confirmada ayer, fue la presencia de una nutrida comitiva de legisladores massistas y de representantes del randazzismo, en el primer gesto formal de esos espacios para recostarse en el peronismo federal, evitando una unidad de todos los sectores como promueve Menéndez y el grupo de intendentes peronistas del Conurbano que controlan el PJ bonaerense.

Regenteado por el senador Miguel Ángel Pichetto, el grupo cuenta con el visto bueno de los gobernadores peronistas, quienes no participaron para evitar especulaciones en torno a posibles candidaturas. Al finalizar la reunión, se presentó un documento titulado “Encuentro para una mejor Argentina”, en el que este sector buscó diferenciarse tanto del kirchnerismo como de Cambiemos.

“No queremos una política económica autoritaria porque ya fracasó, pero tampoco un modelo que deje que el mercado defina todas las acciones del Gobierno. Creemos en la necesidad de construir un Estado presente que resuelva los problemas de los ciudadanos”, sostiene el documento.

En conferencia de prensa, Pichetto fue claro respecto de las pretensiones del nuevo espacio, al asegurar que “el concepto de la unidad del peronismo no es algo que hoy nos atraiga o nos seduzca. Lo importante es comenzar un debate y una reconstrucción política que pueda plantear a la sociedad la esperanza, una alternativa y un recambio de dirigentes”.

Por su parte, la presidenta del bloque de diputados del massismo, Graciela Camaño, aseguró que “estamos avanzando en la coordinación parlamentaria para atender los problemas reales de las personas de carne y hueso que son muchos. Y poder trabajarlo con Pichetto es fundamental, no solo por la importancia de su mirada sino también por su rol en el Senado”.

De la reunión participaron, además de Pichetto y Camaño, los senadores Rodolfo Urtubey (Salta), Pedro Guastavino y Kunath (Entre Ríos), Carlos Caserio (Córdoba), Camau Espínola (Corrientes), Julio César Catalán Magni y José Anatolio Ojeda (Tierra del Fuego), Luenzo (Chubut) y Guillermo Snopek (Jujuy).

También fueron parte los diputados Pablo Kosiner, Diego Bossio, Martín Llaryora, Juan José Bahillo, Mayda Cresto y los massistas Camaño, Marco Lavagna, José Ignacio De Mendiguren y Daniel Arroyo, mientras que por parte del randazzismo fue la dirigente Florencia Casamiquela.

Fiesta del Pejerrey

Más Leidas