Seguinos en
Binaria Seguros

Locales

Como Etchecolatz, tres represores condenados en Junín están en sus casas

El Frente por la Memoria Colectiva repudió el beneficio de prisión domiciliaria otorgado a miembros de la dictadura militar.

Publicado

el

Desde varios sectores relacionados a los derechos humanos se repudió la decisión judicial de otorgar la prisión domiciliaria al represor Miguel Etchecolatz, ex policía fue mano derecha de Camps durante la dictadura y está sospechado de orquestar la segunda desaparición de Julio López.

Universidad Siglo 21

Poco antes de fin del año pasado, este sujeto de 88 años recibió  el beneficio de vivir en Mar del Plata, custodiado por su esposa, a partir de su “delicado cuadro de salud”, según apuntó el mismo Tribunal Oral Federal Nº 6 de la ciudad de Buenos Aires, a cargo de la resolución.

Este tema originó la reacción en Junín del Frente por la Memoria Colectiva, que aprovechó la ocasión para recordar que en esas condiciones –prisión domiciliaria- se encuentran tres ex representantes de la dictadura que fueron condenados en la Causa Junín.

“Como juninenses también repudiamos que se les haya concedido la prisión domiciliaria a tres de los genocidas condenados en 2015 en la causa Junín: Silvio Manzanares condenado a 25 años, con domiciliaria desde septiembre de 2016; Abel Bracken, condenado a cadena perpetua (con domiciliaria desde enero de 2017) y Miguel Ángel Almirón, condenado a 18 años (con domiciliaria desde mayo de 2016)”, aseguraron.

 

Muchos libres. Mientras tanto, la Procuraduría de Crímenes contra la Humanidad (PCCH) emitió un documento sobre el estado de los juicios por delitos de lesa humanidad durante la última dictadura cívico-militar.

De acuerdo con la investigación, “a diciembre de 2017, son 1.305 los imputados libres y 1.038 los detenidos. Un total de 599 personas ha fallecido; 499, antes de ser sentenciadas, y 100, luego del dictado de su condena o absolución. Por último, existen 37 personas que se encuentran prófugas de la Justicia”.

A esto se suma que “549 [de los condenados] se encuentran en arresto domiciliario mientras que 435 están recluidos en cárceles del Servicio Penitenciario Federal (SPF) o provincial, al tiempo que hay un internado por fuera del SPF y otras 53 personas se encuentran en dependencias de las fuerzas armadas o de seguridad”.

En otras palabras, en este momento hay más imputados libres que detenidos y más genocidas con arresto domiciliario que en cárcel común.

 

Reacción local. Ante esta situación, desde el Frente por la Memoria Colectiva “ratificamos nuestra convicción de que el único lugar para los genocidas es la cárcel. El Tribunal Oral en lo Criminal N°6, compuesto por los jueces José Sobrino, Julio Panelo y Fernando Canero, le concedió al genocida el beneficio de cumplir sus seis condenas a prisión perpetua en su casa”.

Según recuerdan, “Etchecolatz fue director de Investigaciones de la Policía Bonaerense y mano derecha de su jefe, el ex general Ramón Camps, tuvo a su cargo 21 campos clandestinos de detención que concentraron la mayor parte de los detenidos-desaparecidos de Argentina. Responsable de los secuestros, torturas y asesinato de estudiantes en “La noche de los lápices”, de Diana Teruggi, de Daniel Favero y de otros cientos, el secuestrador, el torturador, el ladrón de Clara Anahí y de otros bebés. Inicialmente fue condenado a 23 años de prisión como responsable de haber ejecutado 91 tormentos de lesa humanidad”.

“Desde los últimos días de 2017 goza de prisión domiciliaria en la tranquilidad de su casa de la calle Nuevo Boulevard del Bosque, entre Guaraníes y Tobas, en el Bosque Peralta Ramos, en Mar del Plata”, agregaron.

Desde la agrupación juninense, subrayaron que “el Gobierno, por los únicos jubilados que se preocupa es por estos genocidas, otorgándoles beneficios, a los que muy pocos argentinos pueden acceder”.

“Manifestamos nuestra convicción de que el único camino es el de la Memoria, la Verdad y la Justicia y que el único lugar para los represores es la cárcel común, perpetua y efectiva”, expresaron finalmente.

El comunicado emitido contó con la adhesión del bloque de concejales Unidad Ciudadana, Partido Justicialista, Partido Comunista, CTA de los Trabajadores Regional Junín y SUTEBA, entre otras entidades.

Haciendo Obras 2

Más Leidas