Seguinos en
Binaria Seguros

Locales

Comienza el juicio por la muerte de Ludmila Bazán

Alberto Quiñones Chiñolis, Patrocinio Pérez Sanabria, Luciano González Leith y Gustavo Silvestre Núñez Ibarra se sentarán el miércoles a las 10 de la mañana, en el banquillo de los acusados en la sala del cuarto piso del Palacio de Tribunales, por la muerte de Ludmila Ayelén Bazán.

Publicado

el

La acusación que pesa sobre los imputados tal como lo entiende el fiscal, Dr. Sergio Terrón, no es la misma y tampoco llegan en similares condiciones ya que solo permanece detenido Núñez Ibarra.

Macro descuento al cheque

El albañil de 44 años y nacionalidad paraguaya cuenta con el asesoramiento letrado del defensor oficial, Dr. Silvio Acerbo y se encuentra imputado por el delito de homicidio agravado en los términos del artículo 80 inciso 11 del Código Penal. En caso de ser probada su autoría podría llegar a ser condenado a la pena de prisión perpetua

Los otros individuos han sido considerados encubridores aunque se presume, con diferente grado de participación.

Se estima que el fiscal intentará demostrar durante el debate que la situación de Alberto Quiñones Chiñolis sería una de las más comprometidas.
El Tribunal Criminal Oral 1 integrado por los magistrados Miguel Vilaseca, Karina Piegari y Esteban Melilli dirigirá las audiencias en las que se estima se escucharán cuarenta testimonios.

En cuanto a los imputados Patrocinio Pérez Sanabria, Luciano González Leith y Alberto Quiñones Chiñolis cuentan con el asesoramiento letrado de los Dres. Carlos Torrens y Federico Mastropierro.

Ludmila Ayelén Bazán desapareció el domingo 20 de diciembre de 2015.

Infructuosamente su madre intentó comunicarse con ella llamándola al teléfono celular por lo que radicó la denuncia por su desaparición en sede policial.
El lunes 21 a las 17 horas, se conocía la peor de las noticias.

Un juninense que caminaba junto a sus perros en inmediaciones de un camino vecinal próximo al Parque Industrial y al Complejo de la Sociedad Italiana, encontró el cuerpo si vida de Ludmila, en un basural. La habían asesinado.

Desde un primer momento se supo que su muerte había sido violenta, presentaba numerosas heridas de arma blanca, sobre todo en el rostro.

La autopsia realizada con posterioridad se encargó de descartar un presunto abuso y definió como causal de muerte el estrangulamiento.

Rápidamente se inició la investigación que fue dirigida por el Dr. Sergio terrón, titular de la Unidad Funcional de Instrucción y Juicio 5 del Departamento Judicial Junín.

Con el correr de las horas y aunque su teléfono celular nunca fue encontrado, se pudo establecer que la noche del domingo había recibido un mensaje de texto para responder a una cita.

Con ese y otra serie de datos recogidos durante las primeras horas, se dispusieron una serie de allanamientos en el Barrio San Juan, oportunidad en la que fueron detenidos dos individuos de nacionalidad paraguaya, de ocupación albañiles, de 62 y 40 años, con quienes Ludmila habría tenido contacto horas previas a su muerte.

Nuevas pesquisas sobre todo a partir de un sistema israelí utilizado para analizar entrecruzamientos telefónicos, llevo a los detectives al Barrio Padre Respuela donde finalmente detuvieron a dos nuevos sospechosos.

El miércoles próximo se conocerán detalles que permitirán entender qué sucedió con Ludmila, la joven de 23 años que vivía junto a su mamá y su pequeña hija de 7 años.

Gobierno Local Jazz Blues

Más Leidas