Ariel Castillo y sus clases virtuales: "Me tuve que reinventar" - Deportes
Seguinos en
Pronto Pago
Pronto Pago

Deportes

Ariel Castillo y sus clases virtuales: «Me tuve que reinventar»

El entrenador juninense de boxeo dialogó con LA DEPORTIVA sobre su emprendimiento personal mediante las redes sociales, en las cuales brinda clases de actividad física para poder continuar solventándose.

Publicado

el

Ariel Catillo.

El entrenador juninense de boxeo, Ariel Castillo, dialogó con LA DEPORTIVA.

Ariel Castillo se refirió a su emprendimiento personal mediante las redes sociales, en las cuales brinda clases de actividad física para poder continuar solventándose durante la cuarentena obligatoria.

A continuación la entrevista de Ariel Castillo.

-¿Ariel Castillo cómo estás pasando la cuarentena?

-La verdad que desde que empezó todo esto estuve un mes y dos semanas sin generar plata porque vivo del día a día del gimnasio de boxeo y el grupo de trote que trabajamos en el parque. Nos tocó de la nada quedarnos parados, por suerte le pude dar una vuelta y hoy estamos con la clases virtuales.

Ante esa necesidad salió la idea de dar clases como sea, me tenía que animar porque era todo nuevo. Vivo en un departamento de dos por dos y tengo que convencer al otro a que se anime a hacer la clase y se quede. Hoy en día entre ochenta y cien personas están haciendo la clase, es una locura y algo lindo que tantas personas se muevan.

Uno tiene que pagar cuentas, alquiler, lo que tenemos todos en el día a día y surgió esa idea de hacer las clases virtuales. Le dimos un formato lindo, siempre manteniendo lo que me compete a mí que es el boxeo y tocamos la parte de los fundamentos técnicos como golpear.

-¿En qué consisten?

-Tiene una parte donde trabajamos la resistencia aérobica junto con algo de fuerza y resistencia donde trabajamos miembros superiores, zona media y miembros inferiores. Es una clase que tiene entrenada en calor, parte principal y el final donde estiramos un poco.

Se hizo y gracias a los sponsors y gente que me acompaña, me la estoy rebuscando, me tuve que reinventar de un día para el otro, al menos puedo estar haciendo las clases y trabajando, porque espero esa hora para convencer al otro que se quede, cambiarle la cabeza. Si no haría esto iría a cortar pasto porque tengo un amigo que anda en eso y le dije “haceme un lugar porque voy a andar complicado” Se me ocurrió lo de las clases y nos está yendo bien.

-¿Qué plataforma usás?

-Instagram, fue todo nuevo, yo no tenía idea, me tuve que readaptar y dar una clase en vivo e ir viendo cuanta gente tengo, hacerle un seguimiento y motivarlas haciendo videos. El espacio físico de boxeo lo tengo parado y si no fuera que hoy me estoy moviendo no sé qué haría.

El Instagram se llama @boxeoencasa y con Camila Tapia pudimos hacer un canal en YouTbe, ella me va subiendo las clases, ya tenemos seis y quedan ahí, las personas que no la pueden hacer en vivo la pueden mirar en cualquier otro horario porque quedan colgadas.

-¿Se siguen sumando personas a las clases?

-Sí y sorprende porque no sabía que iba a generar esto. Tenés que poner un celular y seguir a alguien, no sé si la gran mayoría lo hace. Nosotros arrancamos con treinta personas, después pasamos a setenta, pasamos las cien y llegamos hasta ciento cuarenta que estaban en vivo.

Más tarde fue mermando cuando se abrió (la cuarentena) un poquito más, para que la gente vuelva a trabajar y a su vez salgan a caminar o a correr. Un horario lo usan para eso.

-¿Vas variando las clases?

-Estamos lunes, miércoles y viernes y las clases las voy cambiando porque creo que eso fue lo que hizo que la gente se quede. La dinámica es muy buena porque es intensa, pero más allá de eso cada uno lo adapta a su posibilidad de movimiento, como está el estado de ánimo, el físico y cuando tiramos golpes y demás siempre uno descarga energía, locura o un problema del día. Cuando terminás de entrenar sentís esa sensación de estar relajado.

En las clases no le pegamos a una bolsa pero sí tiramos golpes, al final uno tiene esa sensación linda de decir “menos mal que me moví”.

-Tenés que trabajar mucho la parte anímica

-Sí, le agregué saltar la soga y no todo el mundo sabe, podés saltar en el lugar imaginando que la tenés la soga y si no querés podés bailar, entonces en un momento tengo que bailar y me pregunto “¿cuándo voy a bailar delante de una cámara?”, nunca. Ya lo hice y lo voy a seguir haciendo para que la persona del otro lado disfrute esa hora y se despeje. Me dicen que las clases están buenas, le meto energía, contagio, onda, esas cosas me sorprenden pero quiere decir que uno está haciendo las cosas bien.

¿La gente de atletismo se prendió con esto?

-El grupo de trote ellos tienen la posibilidad de hacer las tres clases, que son lunes, miércoles y viernes con una parte aérobica y otra de fuerza; y los martes y jueves hacemos un “Zoom” con el profe “Juani” González que está en el equipo y él hace las clases de flexibilidad de cuarenta minutos y hay otros cuarenta donde charlamos la importancia de porqué hay que evaluar, de porqué hay que planificar individualmente, la importancia de la flexibilidad.

También metimos a la charla a una nutricionista, usamos dos tiempitos para poder estar juntos a ellos y no perder el vínculo que teníamos cara a cara en el parque. Y los sábados tienen otra clase conmigo aparte en el Instagram de Laura Pagano.

Todos sabemos que la sensación posterior a una actividad física solamente la va a saber aquel que se mueve y el que corre, no se va a comparar nada a una clase virtual o de lo que sea, porque la sensación que genera correr no tiene nada que ver con una clase en casa.

-Muchos no habrán estado convencidos

-Lo hablamos con los chicos, lo entendieron y el mensaje fue “háganse amigos de alguna actividad”, cualquiera. No te gusta el boxeo y te pasan una planificación para que entrenes en tu casa, hacelo, querés hacer clase de zumba, hacelo, querés hacer de Spinning hacelo, no te podés quedar quieto.

¿No te gusta? Hacete amigo, lo lamento. Tenemos dos opciones, o nos matamos solos estando en casa sin hacer nada o mantenemos este período haciendo alguna actividad física que nos va a dejar tranquilos a nivel mental primero y segundo con el físico.

-¿Ariel (Castillo) es difícil engancharse?

-Te soy sincero, yo no me veía haciendo clases virtuales. Me puedo poner a entrenar solo pero mirar no. Me toca estar del otro lado donde te tengo que contagiar a vos, entonces dar las clases me permitió entrenar, hago las dos cosas a la vez. Invito a cualquier a que haga las clases virtuales.

-¿Te capacitaste?

-Sí estoy haciendo el curso de técnico de boxeo en la FAB. Las clases mías eran presenciales en Buenos Aires para hacer relaciones con gente del ámbito del boxeo, me encontré con esta situación de lo que está pasando y las clases se dieron de manera virtual, me tuve que bajar el “Zoom” y yo no era de estar tanto con la tecnología. Por lo menos no perdí el objetivo que era capacitarme.

-¿Los entrenadores de boxeo tienen que tener un título?

-En lo legal tienen que tener la acreditación , pero hay técnicos que tienen una trayectoria y no lo necesitan, es para la gente nueva que se quiere meter en el mundo del boxeo. Hacer un curso para un ex boxeador retirado joven es bueno.

-¿Los boxeadores te consultan?

-Nicolás De León y Juan Coggi. Nos encontramos que Nico está en Brandsen y yo estoy en Junín y nos dejó aislados a los dos. Él está entrenando con Juan ahora y perdimos el día a día, porque me estoy reinventando con esto con las clases virtuales, estoy enfocado en otra cosa ahora. Me consultan boxeadores tanto amateurs como profesionales.

Mucho no vamos a hacer, no hay calendario de competencia, se está hablando que la FAB presentó un protocolo, pero más que nada para los boxeadores profesionales, los amateurs van a tener que entrenarse solamente para mantenerse activos nada más, no con un objetivo. En caso que se aprueba el protocolo.

-¿En las clases virtuales hay gente de otros lugares?

-Sí hay de Colombia, España, Italia, Córdoba, Santa Fe, de la zona. Es medio loco, me dicen que las clases están buenas, me mandan saludos con las familias.

-¿Cuál es la situación de los boxeadores que entrenabas?

-Están entrenando. En el caso de los Farías entrenan en su casa porque tienen el gimnasio ahí y hablamos que entrenen solamente para mantenerse. Con Nico (De León) nos pasó igual, entrena como puede, Juan (Coggi) es consciente.

-Ariel (Castillo) dejá un mensaje final de motivación

-No te vas a quedar mirando una serie, seguramente estarás esperando la noche para comer con tu familia o con un amigo, pero te propongo que a las siete de la tarde estés prendido al instagram @boxeoencasa y hagamos la clase juntos. Lo único que tenés que tener son ¡ganas de moverte, tirar golpes y hasta de bailar!

Todo Chevrolet

Más Leidas