Seguinos en
Binaria Seguros

Internacionales

Al menos siete muertos en Libia

En 2017, el ANL derrotó a grupos yihadistas que se habían apoderado de Bengasi en 2014, tras tres años de intensos combates.

Publicado

el

Al menos siete personas murieron y una veintena resultaron heridas el jueves por la noche en un atentado con coche bomba perpetrado en el centro de Bengasi, en el este de Libia, indicó a la AFP un responsable local de seguridad.

Macro Recargas

El vehículo explotó cerca del hotel Tibesti, en una avenida comercial de animada vida nocturna durante el mes de ayuno musulmán del ramadán, añadió el responsable, que pidió el anonimato, precisando que las víctimas eran civiles.

De momento, el atentado no fue reivindicado. Pero el responsable libio acusó a “células terroristas durmientes que quieren enviar el mensaje de que Bengasi no es segura”.

La ciudad, situada a 1.000 km al este de la capital del país, Trípoli, está controlada por el Ejército Nacional Libio (ANL), autoproclamado por el hombre fuerte del este de Libia, el mariscal Jalifa Haftar, hostil al gobierno de Trípoli, reconocido por la comunidad internacional.

A finales de enero, un doble atentado le costó la vida en Bengasi a casi 40 personas. El 9 de febrero, otro ataque causó un muerto y casi 150 heridos. Ambos fueron perpetrados frente a mezquitas.

Casi siete años después de la revuelta que expulsó del poder a Muamar Gadafi, Libia está presa de una gran inseguridad y de rivalidades políticas.

En la ciudad de Bengasi se han llevado a cabo numerosos ataques, sobre todo contra representaciones diplomáticas y fuerzas de seguridad. Un atentado contra el consulado de Estados Unidos, ocurrido el 11 de septiembre de 2012, acabó con la vida del embajador Christopher Stevens y de otros tres estadounidenses.

En 2017, el ANL derrotó a grupos yihadistas que se habían apoderado de Bengasi en 2014, tras tres años de intensos combates.

El 7 de mayo, el mariscal Haftar lanzó una nueva operación para “liberar” Derna, la única ciudad del este libio que escapa a su control. Esta ciudad costera, de 150.000 habitantes, está en manos de grupos islamistas y yihadistas desde la caída de Gadafi, en 2011.

Haciendo Obras 2

Más Leidas