Sábado 13 de mayo de 2017, 20:15

Construyen una senda peatonal en O’Higgins con ladrillos ecológicos aportados por vecinos

Con el trabajo incansable de la sociedad de fomento de O’Higgins, se puso en marcha un ambicioso plan: concientizar sobre el cuidado del medio ambiente y trabajar en pos del bien común, con la colaboración de alumnos secundarios y todos los vecinos de la localidad.

En este marco, en el mes de marzo se realizó una vereda con ladrillos ecológicos, formados con botellas rellenadas de papeles, tarea que se cumplió en cada hogar de O’Higgins.

De este modo, se pudo construir una senda peatonal de 90 metros de largo por 1,40 de ancho, que cubre el tramo que une el Hogar de Abuelos con el Colegio Secundario Santa Ana.

Para esta construcción se convocó al arquitecto Jorge Perrin y a los constructores Cesar Gatti y Obdulio Levatte, según apuntó la secretaria de la sociedad de fomento, Liliana Gastaldi, a LA VERDAD.

 

Los ladrillos

¿Qué es un ladrillo ecológico? Es una botella plástica de gaseosa, agua mineral que se rellena con residuos plásticos. Ese relleno pueden ser papeles de golosinas, envoltorios de alimentos, bolsitas plásticas, etc. Todos los descartables que sean plástico, aluminio, que no sea papel, ni material orgánico, no sucio o mojado.

Esto es va pasando por el pico de la botella y con un palito se va haciendo presión para que quede lo mas compactado posible. A una familia tipo completar una botella le demanda entre una a dos semana. Si ese relleno se sacara de la botella y se embolsara descompactándolo, se llenaría una bolsa de residuo de 45 x 90 que es un tamaño intermedio entre una bolsa común y una de consorcio.

 

Desde los vecinos

“La experiencia de cómo utilizar estos ladrillos en reemplazo de los escombros que forman el contrapiso fue fundamental para conocer sus ventajas y encaminar un proyecto más ambicioso, realizar una senda peatonal más larga en una pista de la salud”, contó Liliana.

La fomentista subrayó la importancia de remplazar “estos escombros por ladrillos ecológicos es que la elaboración de los mismos estuvo a carga de los vecinos del pueblo que los realizaban en sus casas y luego los entregaban en la Delegación Municipal”.

 

Los números

Las conclusiones de esta construcción son:

- Se utilizaron 600 botellas para 10 metros.

- Los escombros que fueron reemplazados equivalen a un ahorro de $ 600.

- La colocación de ladrillos ecológicos es más rápida que la colocación de escombros

- Su aspecto exterior no difiere de la construcción con escombros, de hecho las botellas no alcanzaron y hubo que utilizar escombros para el final del camino

- Para tener una referencia: 1 metro de vereda de 1,4 metro de ancho necesitó 60 botellas que si la desarmáramos y las embolsáramos equivaldría a 60 bolsas de 45 x 90 de residuos.

 

Talleres

Por parte de la sociedad de fomento de O’Higgins y la Secretaría de Medio Ambiente de la Municipalidad de Chacabuco se realizaron talleres y charlas para enseñar su elaboración. Esto tiene lugar en el marco de un proyecto más abarcativo, tendiente a generar en la comunidad de O’Higgins una conciencia ecológica.

Para un próximo paso, se espera comenzar a trabajar en la separación de residuos secos, invitar a los vecinos a tener sus propios compos para la materia orgánica de sus residuos. Estas campañas se llevarán a cabo mediante charlas y talleres, no solo en los establecimientos educativos de la comunidad sino en forma espontánea en la plaza del pueblo.