Lunes 17 de abril de 2017, 06:55

Docentes se reúnen con el Gobierno bonaerense

El Gobierno bonaerense se reunirá hoy con representantes de los gremios docentes en un intento por destrabar el conflicto salarial que complicó el desarrollo del ciclo lectivo.

La administración de María Eugenia Vidal había realizado días atrás la convocatoria al encuentro de la comisión técnica, oportunidad en la cual realizará una oferta “superadora”, según trascendió. 

Así sucedió luego de que los maestros reclamaran un encuentro urgente con el gobierno provincial y decidieran dejar en suspenso los paros.

De cara a la reunión que se llevará a cabo en el Ministerio de Economía bonaerense, la secretaria gremial de SUTEBA, María Laura Torre, ratificó, en diálogo con un matutino porteño, que la nueva oferta no debe dejar “a ningún maestro bajo la línea de pobreza” e insistió en que la suba debe ser del 35 por ciento.

El Frente de Unidad Docente (FUD), integrado por SUTEBA, FEB, AMET, SADOP, UDA y UDOCBA, había decidido dar “continuidad a la lucha” a través de la realización de “diferentes acciones gremiales”, luego de analizar los resultados de una encuesta que reflejaba la negativa de los maestros a mantener esa forma de reclamo.

Las encuestas distribuidas en los establecimientos educativos  detallaron que más del 70% de los maestros votó para no volver a los paros, y que en cambio la metodología del reclamo salarial sea a través de “acciones semanales y actividades en las escuelas”.

En ese escenario, el FUD volvió a reclamar la apertura de paritarias y afirmó que el “41 por ciento anual” de inflación que se registró en 2016 le da “la razón” a los gremios.

El último encuentro con los maestros bonaerenses fracasó, ya que el gobierno provincial propuso a los sindicatos del sector disminuir el ausentismo para usar el dinero que destina al pago de suplentes con el fin de aumentar el salario de los docentes que “van a trabajar”.

La oferta brindada a los maestros volvió a ser del 19% en tres tramos, más un 5% en concepto de presentismo, mientras propuso otra vez la cláusula gatillo por inflación y un bono de $500 para moderar la pérdida del poder adquisitivo durante el año pasado.