Jueves 13 de julio de 2017, 10:37

Cinco detenidos en el desalojo de la planta de PepsiCo en Florida

 Cinco trabajadores de la planta de producción recientemente cerrada por PepsiCo fueron detenidos esta mañana en medio de un violento desalojo ordenado por la Justicia en la planta recientemente cerrada por la empresa en la localidad de Florida, partido de Vicente López.

Durante dos horas, la Infantería de la Policía de la provincia de Buenos Aires llevó adelante el operativo ordenado por la jueza de Garantías N°3 de San Isidro, Andrea Rodríguez Mentasty, para devolver las instalaciones a la firma de capitales estadounidenses.

A pocos minutos de iniciar el operativo, la Infantería había despejado por medio de represión con un grupo de choque y gas pimienta las veredas aledañas a la fábrica y luego ingresó a la planta para sacar de allí a los trabajadores que estaban en los techos.

Unos 30 trabajadores permanecieron hasta último momento en los techos de la planta para resistir el desalojo pedido a la jueza de la causa por parte del fiscal Gastón Larramendi, pero tras el ingreso de la Policía desistieron de la protesta.

La Infantería avanzó en bloque sobre un grupo de 70 trabajadores -hombres y mujeres- que se encontraban en el portón principal y destruyó las carpas que habían montado los operarios en la vigilia. Los operarios decidieron ocupar las instalaciones de la empresa de capitales estadounidenses el 26 de junio pasado, seis días después de que la firma cerrara de forma imprevista y comunicara la situación pegando un cartel en el portón principal.

La planta tenía 537 empleados, de los cuales unos 450 ya aceptaron el acuerdo alcanzado por la firma alimenticia y el Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Alimentación (STIA), que conduce el exsecretario general de la CGT Rodolfo Daer.

Al menos quince efectivos resultaron heridos, por lo que fueron trasladados a la Unidad De Respuesta Inmediata Doctor Ramón Carrillo y al Hospital Bernardo Houssay, ubicado en la misma localidad bonaerense. Luis Medina, delegado de PepsiCo, dijo que al menos una decena de trabajadores sufrieron heridas leves en medio del operativo de desalojo.

Fuentes del ministerio de Seguridad bonaerense dijeron a NA que la sargento Natalia Soleda Tapia Almeyda sufrió la fractura expuesta de tibia y peroné en la pierna izquierda producto de el golpe de una piedra arrojada desde el techo de la fábrica.

A los hospitales ingresaron en total diez efectivos de infantería y cinco de la Policía de seguridad con lesiones leves, se informó.