Viernes 11 de agosto de 2017, 11:10

PASO: las principales fuerzas preparan sus bunkers para esperar los resultados

A horas de las primarias abiertas, simultáneas y obligatorias (PASO) de este domingo, las principales fuerzas ultimas los detalles de los bunkers donde esperarán los resultados electorales, que se conocerán a partir de las 21, de acuerdo con lo establecido por las normas electorales.

Cambiemos se instalará en el pabellón 6 del complejo Costa Salguero, donde tantos los postulantes porteños de Vamos Juntos como los de la provincia de Buenos Aires esperarán los resultados. Ese sitio trae buenos recuerdos ya que fue el mismo que se utilizó en la campaña en las últimas elecciones presidenciales. Además de los candidatos, se harán presentes el presidente Mauricio Macri; el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta y quien se convirtió en la líder de la campaña bonaerense: la gobernadora María Eugenia Vidal.

En tanto, el espacio de Unidad Ciudadana, que tiene a la ex presidenta Cristina Fernández como primera precandidata a senadora por la provincia de Buenos Aires, eligió como comando electoral las instalaciones del club Arsenal de Sarandí, donde postulantes y dirigentes de esa fuerza esperarán los resultados del escrutinio provisorio el domingo a la noche. En éste sitio, la ex mandataria realizó el pasado 20 de junio el lanzamiento de la fuerza ante una multitud.  

En tanto, el frente 1País -el espacio que lideran Sergio Massa y Margarita Stolbizer, quienes se presentan como precandidatos a senadores-, optó por tener su espacio en “suelo amigo”. Por eso esperarán los resultados en el complejo Pipa de la ciudad bonaerense de Tigre, lugar emblemático ya que allí nació en 2012 el Frente Renovador, y fue usado como búnker de campaña en los comicios de 2013 y 2015.

Por su parte, el ex ministro Florencio Randazzo eligió el Palacio Raggio del barrio porteño de Monserrat, un antiguo edificio que funcionaba como almacén de ramos generales y fue transformado en un emprendimiento que aloja locales comerciales, residencias y oficinas.

 

Por último, el Frente de Izquierda escogió el hotel Castelar de la ciudad autónoma de Buenos Aires, mientras que el búnker de Izquierda al Frente por el Socialismo será en el Hotel Bauen.